miércoles, 19 de marzo de 2014

Stéphane Audran


Stéphane Audran (nacida com Collette Suzanne Dacheville el 2 de noviembre de 1932 en Versalles, Francia es una actriz francesa conocida por sus presentaciones en películas ganadoras del Premio Oscar como Le charme discret de la bourgeoisie (1972) y El festín de Babette (1987) y en películas críticamente aclamadas como The Big Red One (1980) y Violette Nozière (1978). Se casó con el director y dramaturgo Claude Chabrol en 1964, luego de un matrimonio breve con el actor francés Jean-Louis Trintignant. Su hijo del matrimonio con Claude Chabrol (que se terminó en 1980) es el actor Thomas Chabrol. El primer papel de Audran fue en la película aclamada Les Cousins de Chabrol en 1959. Desde entonces ha actuado en la mayoría de las películas de Chabrol. Entre las películas notables de Chabrol en que ella protagonizó se encuentran La Femme Infidèle (1968), Les Biches (1968) como una lesbiana rica que se involucra en una relación sexual entre tres personas (con esto ganó fama), Le Boucher (1970) como una profesora escolar que se enamora de un carnicero asesino, Juste Avant La Nuit (1971), y Violette Nozière (1978). También ha actuado en películas de Éric Rohmer (Signe du Lion), Jean Delannoy (La Peau de Torpedo), Gabriel Axel (El festín de Babette, como la cocinera misteriosa, Babette), Bertrand Tavernier (Coup de Touchon, como la esposa del policía que se vuelve asesino en serie, Lucien Cordier) y Samuel Fuller (The Big Red One). Entre las más celebradas de sus películas que no fueron dirigidas por Chabrol, están Le charme discret de la bourgeoisie (1972), ganadora del Oscar y dirigida por Luis Buñuel, en la que Stéphane encarnó el papel de Alice Senechal. Audran también es activa en producciones del idioma inglés. Ha actuado en películas estadounidenses como The Black Bird (1975), y en películas de televisión como Brideshead Revisited (1982), Mistral's Daughter (1984) y The Sun Also Rises (1984). Audran ganó un Premio César de la Mejor Actriz en un Papel Secundario en Francia por su actuación en Violette Nozière y un premio de la Academia Británica Filmográfica por Just Before Nightfall (1975). Con independencia de su erotismo inusual, acaso la actriz con mayor potencia dramática de su generación.




En el año 76 Claude Chabrol nos citó en su casa para que Fernando Trueba y yo le hiciéramos una entrevista. Aunque el cine de Chabrol nos interesara mucho puede usted imaginarse cuál era nuestra mayor ilusión. Que apareciera Stéphane Audran en albornoz, al no saber que había visitantes en su casa. No tuvimos suerte. Pero Chabrol fue encantador con nosotros. Esa señora era sensualidad en estado sofisticado. El tipo de señora burguesa con la que te encantaría citarte en un hotel. No solo estaba maravillosa en 'El carnicero' (la amo, señorita Helene, le susurraba el asesino en serie antes de matarse) sino también en 'La mujer infiel' y en 'Al atardecer'.


Carlos Boyero
EL PAÍS


Stéphane Audran
La mujer infiel


STEPHANE AUDRAN
PLANOS SECUENCIA

Podría pensarse que los directores franceses que escribieron en Cahiers como Claude Chabrol, gran admirador de Fritz Lang, pero sobre todo de Hitchcock, dispusieron de ciertas ventajas sobre sus maestros en algunas cuestiones. Como es bien sabido, don Alfredo cultivaba una abstracta y peculiar obsesión por determinado tipo de mujer, y la sometía a examen e incluso castigo fílmico. No le quedaba otro remedio. Tenía siempre a dos metros a Alma Reville. Pero Hitchcock tuvo  que soportar que los objetos de sus anhelos no sólo fuesen espejismos, sino que se esfumaban de verdad. Grace Kelly se casó y le dijo adiós para siempre. Ingrid Bergman se fugó a Italia, y Tippi Hedren tan solo aguantó dos asaltos en pantalla. Además tuvo que sufrir protagonistas impuestas por los estudios como Julie Andrews, que no aportaba la dosis suficiente de erotismo y sofisticación requerida. En la sombra siempre estaba Alma Reville, su esposa y colaboradora. Una mujer inteligente que sólo permitió al director concretar sus masculinas fantasías oníricas en la pantalla.

Claude Chabrol tras ciertos titubeos y pese a filmar con muchas actrices, de Jean Seberg a Jacqueline Sassard, de Jacqueline Bissett a Danielle Darrieux, de Stefanía Sandrelli a Maríe Laforet entre otras, tuvo claro que él también necesitaba su musa particular. En realidad tuvo dos, aunque hoy tan solo se avordará la primera, Stephane Audran. De Isabelle Huppert ya nos ocuparemos. La diferencia con el director británico es que el francés sí hizo realidad sus sueños y obsesiones y se casó con ella. Juntos realizaron casi treinta películas. Pero hasta en eso la mitomanía cinéfila parece terminar imponiéndose a la realidad. Tras años de matrimonio, y como tratando de emular al maestro hasta las últimas consecuencias, Chabrol se divorcia de Stephane Audran para casarse con su script y ayudante de producción Aurore Paquiss. O lo que es lo mismo, con la versión francesa de Alma Reville.

No obstante, el trabajo con Stephane Audran es tan amplio que le permitió a Chabrol moldear a su antojo diferentes variaciones sobre el mundo femenino, su psicología, su atractivo, su capacidad de sugerencia, su moral y por supuesto su sexualidad. No he visto todos los films y sería erróneo generalizar. Sin embargo he tenido oportunidad de repasar tres cintas del francés con Audrán “las ciervas”  “la mujer infiel” y “El carnicero”. En las tres está magnífica, seductora, espectacular. En “Las ciervas” sin duda la más esquemática, es una sofisticada lesbiana que se presenta como eje de un conflicto triangular sin solución. En “la mujer infiel” vuelve a encarnar a otra mantis gélida y el director aprovecha para socabar el provincianismo y la tradicional moral familiar burguesa. Coincide con “el carnicero” en la idea de presentar un comienzo muy plácido que se irá enrareciendo hasta acabar en absoluta desolación. En ambas una sonriente pero distante Audran terminará en actitud estática, absolutamente bloqueada en el caso de “El carnicero”. Sobre esta película merece la pena detenerse en particular, ya que las otras dos en el fondo presentan con astucia las causas y efectos de sendos triángulos amorosos. “El carnicero” va mucho más allá.

Ahora bien, resulta complicado mantener la tesis de que estas películas serían lo que son sin infinidad de visionados previos de sus dos directores favoritos, Fritz Lang y Hitchcock. Sin haber paladeado “Perversidad” o “Secreto tras la puerta” de Lang para las dos primeras, y sobre todo “Marnie” “Vértigo” y “Los Pájaros” en el caso de la extraordinaria “El carnicero”. Y me atrevería a decir que también “La sombra de una duda”. Lo cual no significa la existencia de plagio ni de fotocopia, pues el francés posee personalidad propia. “Le boucher” comienza con una boda en el pueblo de Tremolat, al cual está dedicado la película. Con sencillez y extraordinaria maestría el director se encarga de “usar” esa boda para presentarnos el entorno y a sus dos protagonistas: Paupaul, carnicero del pueblo y Helene, la maestra. Ambos parecen congeniar enseguida dentro del ambiente festivo y desenfadado, pero pronto los deseos directos de uno chocarán con la amabilidad distante y la indecisión de la otra.
Se establece un juego muy sensual y de marcada carga sexual, aun cuando ambos no dejen en toda la película de tratarse de usted. La maestra sufrió en el pasado un fuerte desengaño amoroso. Refugiada en sus alumnos, es cortés y educada pero no está por dar un paso. El carnicero, muy afable y espontáneo en apariencia, pronto presenta sus cartas y sus carencias. Su soledad, un trauma de guerra no superado y la nula relación con su padre. Su torpeza le lleva a obrar como buenamente sabe. Y Chabrol nos le muestra acudiendo a la escuela para regalar a la maestra una pata de cordero envuelta que hace las funciones de ramo de flores. Su pasión y la irrersistible atracción que ejerce sobre él la profesora suponen una ecuación imposible de resolver. Aunque el respeto que tiene por su amada le llevará a liberar esa energía contenida en otra parte y de otro modo. De forma violenta y elíptica.

La aparición de diversos cadáveres de chicas jóvenes en el pueblo siembra la incertidumbre. Y el carnicero entretanto, no tardará en declararse a su amada. Eso sí, a su manera “si no se hace el amor de vez en cuando, se vuelve uno loco”. A lo que ella contesta sonriendo “eso no tiene nada que ver, haciéndolo también se vuelve uno loco, créame”. Destaca este filme por el impresionante caudal de pasión subterránea que envuelve la relación. Ella recuerda a las frías rubias reprimidas de Hitchcock, concretamente a la de “Vértigo”. Es incapaz de aceptar y corresponder a un personaje apasionado en extremo que tampoco sabe controlar la situación y a quien de forma involuntaria definió perfectamente Franco Battiato cuando cantaba aquello de“el animal que yo llevo dentro no me ha dejado nunca ser feliz. Me roba todo, hasta el café, me vuelve esclavo de mis pasiones, sin desistir jamás y nunca espera, el animal que llevo dentro te ama a ti”.
La película, muy sobria y elegante,  está repleta de simbolismos muy acertados. La profesora con sus alumnos visitan unas cuevas del período Cromagnon, y ella les explica como vivían esos “hombres de las cavernas”. La gota de sangre de una de las víctimas cae sobre la tostada de una alumna cuando están de picnic escolar. Paupaul de forma lastimosa suplica en plena noche tras el cristal de una ventana del colegio para que la profesora abra la puerta, en una reformulación curiosa del cuento de caperucita y el lobo.
Hay detalles en apariencia menores pero que demuestran el cuidado con que está trabajada cada escena. Cuando quedan para cenar, ella está corrigiendo unos deberes y él debe esperar un momento. Helene le pide que se siente junto a ella en la mesa y cuando lo hace, se trata de un pequeño taburete que le deja a menor altura, en posición inferior, como si fuese un niño grande, resumen perfecto de la relación. Razón por la cual, Helene comprende a ese alumno repetidor al que es incapaz de delatar, enamorado sin remedio en la escuela de la vida y de la carne.

Se plantea al espectador al final una cuestión que también rondaba en otro film de Hitchcock “La soga”. El grado de responsabilidad de la mujer fría y pasiva en todo lo sucedido. ¿Es ella con su actitud diesel, su refugio emocional, sus dudas, su negativa al compromiso  y su amable frialdad la instigadora del crimen? En el caso de “la soga” lo que se planteaba de forma sutil era si los comentarios del profesor Rupert Cadell (James Stewart) provocaron en cierta medida lo sucedido. Hitchcock lo sugiere pero prefiere dar la última palabra a James Stewart para aclarar las cosas. Chabrol deja a Stephane Audran en estado de shock y con muchas incógnitas. Sabe que una sola palabra suya hubiera dado un giro total no solo a los acontecimientos, sino a su propia vida.

Podría decirse que Stephane Audran vivió tres planos secuencia con Chabrol. El primero en su vida privada. El segundo en el ámbito artístico a lo largo de  varios años. El tercero en este film que contiene uno magnífico de casi cuatro minutos, a la salida de la boda. Sobre los planos secuencia se ha escrito mucho. El virtuosismo de Chabrol le lleva a aplicarlo con sentido y personalidad. Aquí no estamos ante ejercicios pirotécnicos de cámara a lo Brian de Palma en “la hoguera de la vanidades”. Ante todo, ya que como en ocasiones se ha dicho, De Palma utiliza el telescopio y Chabrol el microscopio. Tampoco estamos ante los alardes visuales de Scorsese entrando a un restaurante en "Goodfellas" ni de Robert Altman en “The Player”. Y esto no es “Sed de mal”, que se abre con el plano secuencia por excelencia. Chabrol aparenta ser más modesto. Casi prefiere que no se note. Pero en ese paseo en un único plano narra y proporciona mucha información. Y permite adivinar las razones que pueden llevar a un hombre a volverse completamente loco de amor por una mujer. Sobre todo si sonríe, camina y fuma de ese modo. Esa prestancia y ese inolvidable conjunto de lunares pueden terminar nublando la vista.



LA MUJER INFIEL
de Claude Chabrol

El acomodado matrimonio compuesto por Hélène (Stéphane Audran) y Charles Desvallées (Michel Bouquet) vive una plácida existecia en su caserón de Versalles con su hijo de diez años. Pero para Hélène tanta placidez empieza a resultar aburrida, mientras que Charles ni se percata de ello. De lo que sí que se dará cuenta será de ciertos indicios que le llevarán a sospechar que Hélène está teniendo una aventura con otro hombre… En caso de ser cierto ¿cómo se supone que debe reaccionar?

Magnífico thriller psicológico escrito y dirigido por Claude Chabrol y considerado como uno de sus mejores films. En esta ocasión el director francés nos introduce en el lado más oscuro de la infidelidad conyugal ayudado por un magnífico reparto con varios de sus actores habituales, entre los que destacan Stéphane Audran, Michel Bouquet y Maurice Ronet.

Escrita y Dirigida por Claude Chabrol
Música: Pierre Jansen - Fotografía: Jean Rabier
Con Stéphane Audran, Michel Bouquet,
Maurice Ronet, Michel Duchaussoy, Guy Marly, Dominique Zardi, Serge Bento, Louise Chevalier

Formato Pantalla: 1,66:1 (16/9) Anamorphic Widescreen
Audio: Castellano, Francés - Subtítulos en Castellano
Francia/Italia, 1968, 97 min. COLOR



Stéphane Audren
El discreto encanto de la burguesía









Filmografia

1957 : Le Jeu de la nuit 1958 : La Bonne tisane 1958 : Les Amants de Montparnasse (Montparnasse 19) (uncredited) 1959 : Le Signe du lion 1959 : Les Cousins 1960 : Présentation ou Charlotte et son steak (short) (voice) 1960 : Les Bonnes Femmes 1961 : Saint Tropez Blues 1961 : Les Godelureaux 1962 : L'Œil du malin 1963 : Landru 1964 : Les Durs à cuire ou Comment supprimer son prochain sans perdre l'appétit 1964 : Le Tigre aime la chair fraiche 1965 : Paris vu par... (segment La Muette) 1965 : Marie-Chantal contre le docteur Kha 1966 : La Ligne de démarcation 1967 : Le Scandale 1968 : Les Biches 1969 : La Femme infidèle 1970 : Le Boucher 1970 : La Peau de torpedo 1970 : La Rupture 1970 : The Lady in the Car With Glasses and a Gun 1971 : Juste avant la nuit 1971 : Sans mobile apparent 1971 : Aussi loin que l'amour 1972 : Un meurtre est un meurtre 1972 : Le Charme discret de la bourgeoisie (The Discreet Charm of the Bourgeoisie) 1973 : Les Noces rouges 1973 : Tatort - Tote Taube in der Beethovenstraße (TV) 1974 : Comment réussir quand on est con et pleurnichard 1974 : Le Cri du cœur 1974 : And Then There Were None 1974 : Vincent, François, Paul... et les autres 1975 : Hay que matar a B. 1975 : The Black Bird 1976 : Chi dice donna, dice donna (segment Donne d'affari) 1976 : Folies bourgeoises 1977 : Des Teufels Advokat 1977 : Mort d'un pourri 1978 : Les Liens de sang 1978 : Silver Bears 1978 : Violette Nozière 1979 : Eagle's Wing 1979 : Le Gagnant 1979 : Orient-Express (TV) (segment Maria) 1980 : Le Soleil en face 1980 : The Big Red One 1980 : Le Cœur à l'envers 1980 : La Cage aux folles 2 1981 : Les Plouffe 1981 : Les affinités électives (TV) 1981 : Le Marteau piqueur (TV) 1981 : Le Beau monde (TV) 1981 : Brideshead Revisited (TV series) 1981 : Coup de torchon 1982 : Boulevard des assassins 1982 : Le Choc 1982 : Paradis pour tous 1982 : La Marseillaise (TV) 1983 : La Scarlatine 1983 : Mortelle randonnée 1984 : Les Voleurs de la nuit (Thieves After Dark) 1984 : Mistral's Daughter (TV series) 1984 : Le Sang des autres 1984 : The Bay Boy (uncredited) 1984 : The Sun Also Rises (TV) 1985 : Chicken with Vinegar 1985 : Isola, Un' (TV) 1985 : Night Magic 1985 : La Cage aux folles 3 : Elles se marient 1986 : La Gitane 1986 : Suivez mon regard 1987 : Babette's Feast (Babettes gæstebud) 1987 : Poor Little Rich Girl: The Barbara Hutton Story (TV) 1987 : Cinématon #926 1988 : Les Saisons du plaisir 1988 : Corps z'a corps 1988 : Faceless 1988 : Il Nido del ragno 1989 : Sons 1989 : Champagne Charlie (TV) 1989 : Manika, une vie plus tard 1990 : La Messe en si mineur 1990 : TECX (TV) 1990 : Jours tranquilles à Clichy 1992 : Betty 1992 : Weep No More, My Lady (TV) 1992 : Le Droit à l'oubli (TV) 1994 : The Turn of the Screw 1994 : L'Évanouie (TV) 1995 : Le Fils de Gascogne 1995 : Au petit Marguery 1996 : Maximum Risk 1996 : Petit (TV) 1997 : Arlette 1997 : Un printemps de chien (TV) 1998 : Madeline 1999 : Belle Maman 2000 : Le Pique-nique de Lulu Kreutz 2000 : La Bicyclette bleue (TV) 2001 : J'ai faim !!! 2002 : Ma femme s'appelle Maurice 2004 : Sissi, l'impératrice rebelle (TV) 2005 : La Battante (TV) 2005 : Trois femmes… un soir d'été (TV)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada